Las pujas de la subasta alemana por el nuevo espectro móvil superan los 3.000 millones

Las pujas de las cuatro operadoras que pelean por los distintos bloques de espectro radioeléctrico superan ya los 3.000 millones de euros. Esta cifra está lejos de las estimaciones más optimistas (entre 7.000 millones y 9.000 millones) pero superan las más pesimistas que hablaron de que los ingresos podrían finalmente no superar los 2.000 millones.
 
Las posiciones están cambiado poco en los últimos días y menos en los seis bloques de 800 MHz, que son los más deseados por los operadores puesto que permiten dar banda ancha móvil de calidad, con buena cobertura y penetración en interiores.
 
Las ofertas de Vodafone, Deutsche Telekom, Telefónica y KPN por estos bloques del dividendo Digital suponen más del 85% de la cantidad absoluta que están ofertando globalmente en la subasta.